Educación Financiera kkpital.com

¿Cómo declarar renta?

Un gran poder conlleva una gran responsabilidad. Célebre frase del Tío Ben en Spiderman, que puede ser una forma interesante de recordar que aunque podemos desear tener mucho dinero, eso implica una serie de responsabilidades y los impuestos hacen parte de estos compromisos.

¿Cómo funciona? ¿Por qué pagamos impuestos?

Si se quiere ver de forma simple, diría que se debe entender que por cada una de las fuentes de ingresos que tengamos, adquirimos un compromiso de compartir con el Estado, entonces; si tus ingresos corresponden a un salario, debes compartir una parte de estos en impuestos, si tienes un inmueble arrendado, este es un ingreso adicional y debes compartir una porción, tienes unas inversiones que dejaron una rentabilidad, debes entregar una parte de esa utilidad al Estado, y así con cada fuente de ingresos.

Algo similar sucede con los activos o aquellos tangibles que tenemos a los que se les puede asignar un valor, entonces, si eres dueño de un apartamento, tienes un activo y este tiene un valor en mercado, eso denota cierta capacidad financiera, mismo caso con otros tangibles, saldos en cuentas de ahorro, inversiones, entre otros, constituyen un activo porque además pueden ser fuente de ingreso.

Pero también existe otra consideración, las deudas o pasivos, puede que tengas un apartamento o un activo, no significa que no lo debas, puede que este inmueble este a tu nombre pero en realidad se le debe al banco, esa situación se vuelve relevante cuando vas a pagar impuestos.

Tus ingresos pueden ser de por ejemplo (4) millones, pero si tienes múltiples deudas o tal vez apoyas y respondes con familiares que aún no tienen la capacidad de generar ingresos, entonces puede que el ingreso real sea mucho menos de esos (4) millones de pesos. Finalmente, de lo que se supone que se tiene en ingresos y se genera por activos frente a la realidad de lo que se debe, se genera una diferencia, el patrimonio, lo que realmente es tuyo, después de pagar lo que se debe.

El nivel de gasto también es una forma de mostrar lo que tenemos, puede que no se tengan activos o aparentemente tampoco ingresos, pero el nivel de gasto determina una responsabilidad frente al pago de impuestos, mismo sentido para los movimientos o consignaciones que se realizan en tus productos financieros.

Existen características que se vuelven particulares, y para este ejercicio es relevante mencionar que se basa en personas naturales, no se paga impuestos de la misma forma al tener como ingreso un arriendo, al tener como ingreso un salario y así con cada fuente, cada una tiene sus particularidades y para cada fuente existe algo llamado “deducciones”. Las deducciones son aquellas consideraciones que se tienen en cuenta por parte del Estado para amortiguar la base de pago de impuesto, porque se entiende que existen algunos gastos necesarios, la salud complementaria como las pólizas o medicina prepagada son un ejemplo.

Si bien hay otros detalles que cobran relevancia es importante entender que el pago de impuestos está sujeto a una serie de condiciones dependiendo de la naturaleza del ingreso que tengamos y que existen ciertas variables que el Estado entiende que deben restar con el fin de llegar a un base de pago lo más equitativa y proporcional al nivel real de ingresos, así mismo, y esto si es una generalidad, los aportes a seguridad social tienen un tratamiento especial que favorecen el ahorro por lo que no se tributa o paga sobre este dinero, esto, bajo la regulación vigente.

Cuando desconocemos las generalidades sobre el pago de impuestos de acuerdo a nuestra actividad económica perdemos la posibilidad de optimizar el pago de impuestos y muy seguramente se está pagando más de lo que se debería, por eso la administración de impuestos es tan importante dentro de la planeación financiera y manejo de finanzas personales.

Lo primero es que aquí se muestra el proceso para una persona natural cuyos ingresos provienen de sus ingresos laborales como salario, cualquier otra actividad, independiente, rentista de capital u otro tiene un manejo distinto y esta es una claridad a tener en cuenta.

Lo segundo, declarar renta NO significa pagar impuesto, al declarar le presentamos al Estado una radiografía de lo que tenemos, puede que haya lugar a pago o puede que no, de igual forma al Estado le interesa tener esa radiografía cuando hay lugar a ella, es decir cuándo:

a. Tus ingresos del año 2019 sean igual o mayor a $ 47 978 000 (1400 UVTs)

b. Tu patrimonio (lo que tienes – lo que debes) sea igual o mayor a $154 215 000

(4500 UVTs)

c. Tus gastos o consumos del año 2019, pagos por tarjeta de crédito o consignaciones sean iguales o mayores a $ 47 978 000 (1400 UVTs)

Herramientas (lo que necesitas)

1. Regístrate en la página de la DIAN.

2. Asegúrate de contar con el RUT (documento que entre otros datos muestra el código de tu actividad económica, los asalariados 0010) con el registro en la pagina puedes obtenerlo.

3. Descarga el programa Ayuda renta 2019, sección prevalidadores financieros en la DIAN.

4. Si quieres realizar el pago de forma virtual, genera tu firma electrónica, cuando te hayas registrado en la DIAN te mostrara en el módulo de Mis actividades “Emitir firma electrónica» (sigue los pasos son (5) minutos o menos), en caso contrario el pago correspondiente se realizaría de forma presencial en un banco.

¿Cuánto tiempo promedio me toma hacer la declaración de renta?

Aunque es relativo, si es la primera vez que la haces y todo es nuevo, diligenciar el programa ayuda renta puede tomar unas dos horas promedio, si cuentas con todos los certificados tributarios y previamente revisaste la información.

Lo primero:

1. Confirma la fecha de presentación de tu declaración, al Estado no le gusta que se pasen de fecha y lo castiga, cobra por ello, se llama presentación extemporánea. Usualmente las personas naturales inician con fechas en agosto. Aquí puedes consultar el calendario. Ojala un mes antes prepares tu declaración.

2. Una vez te registres en la página de la Dian revisa la opción “Consultar información exógena” año que corresponda, ejemplo: 2019, allí vas a ver entidades y terceros que reportan información sobre tus productos, cobros de retención en la fuente, rendimientos pagados por inversiones entre otros, esta es una guía para saber que certificados vas a necesitar para tu formulario de renta, normalmente están todos, si tienes alguno adicional debes tenerlo en cuenta.

3. De acuerdo a la información reportada o la que debas tener en cuenta, solicita o descarga tus certificados tributarios con las entidades que correspondan. El certificado de ingresos y retenciones de la empresa donde trabajas lo vas a necesitar.

4. Revisa los certificados, conócelos e identifica la información importante. Saldos a 31 de diciembre de tus productos de ahorro o deuda, valor de los rendimientos financieros que generaron tus productos de ahorro e inversión. En el caso del certificado de ingresos, los ingresos totales y los respectivos conceptos, primas por ejemplo, valor abonado por cesantías, pensión, salud, identifícalos para que tengas nociones de la información que contiene cada uno.

5. Con la información de los certificados se alimenta el programa Ayuda renta. Cada sección tiene un botón para ir ingresando la información, el Ayuda renta tiene ayudas en cada uno de los campos, te dice que es, que debes diligenciar y te da el dato de regulación que lo soporta, es muy completo y realmente es pasar la información de los certificados al Excel. Este sistema va haciendo los cálculos y al final vas a ver el certificado así con el monto que se debe pagar. Este formulario solo es una referencia, es una ayuda de cálculo y apoyo para diligenciar el formulario oficial.

6. Ahora que ya tienes listo el formulario y sabes qué valor y que dato van en que casilla puedes ingresar por la página de la DIAN por la opción “Presentar y diligenciar formulario 210” este es el número de formulario de los asalariados, estando allí, vas a ver que es el mismo formato del formulario del Ayuda renta, aquí solo se pasa la información del Excel al formulario oficial.

Cuando terminas de diligenciar puedes guardar y allí está la opción de pagar en caso que arroje un valor mayor a $0. Cuando vas apagar el sistema genera un documento adicional, un recibo de pago, este tiene un número y te arroja el valor a pagar de acuerdo con el formulario que se diligenció. El pago se hace en base a este recibo. Si cuentas con firma digital lo puedes hacer con PSE o tarjeta, de lo contrario debes imprimir tanto el formulario como el recibo de pago y realizar el pago en un banco, lleva siempre dos copias y el RUT pues podrían solicitarlo y listo! Declaración de renta reportada y pagada.

Importante

– Este paso a paso aplica solo para personas naturales, asalariadas. Si tienes diferentes fuentes de ingresos o más de una actividad principal, esta guía puede ser insuficiente.

– El programa Ayuda renta es un apoyo pero siempre asegúrate de contar con todos los certificados y soportes de todas las entidades o terceros que reportaron y que consideres se deben tener para presentar, la responsabilidad siempre es de quien presenta su declaración (contribuyente) de contar con los soportes de la información.

– Guarda tus soportes y verifica en la página que la información quedó correctamente, la página de la DIAN guarda toda la información.

– La DIAN cuenta con vídeos útiles y en general, la información está bien detallada, el Ayuda renta es simple de manejar.

– Actualmente la DIAN te da la posibilidad de presentar una “Declaración sugerida”, es un formulario que ya viene diligenciado con tu información reportada por terceros, aunque puede ser de gran ayuda, no tiene en cuenta toda la información que podría ser de apoyo para optimizar el pago, por lo que a menos que muestre pago $0 se debe revisar muy bien antes de aceptarla.

El objetivo de este paso a paso es mostrar que existen herramientas que facilitan la presentación de la declaración de renta y es un proceso que es más simple de lo que tal vez creías. Es importante entender que atender la responsabilidad de pagar impuestos es clave porque es la fuente de ingresos para el gobierno y permite el cumplimiento de los planes de desarrollo entre otros para el país y su gente. El pago de impuestos se puede optimizar, es decir, pagar lo que corresponde y no más de lo que se debería.

Finalmente, incluso si te sientes más cómodo con el apoyo de un contador sugiero revisar esta información e intentar hacer tu formulario de renta, vas entender conceptos nuevos, vas a comprender tus finanzas mucho mejor y te vas a empoderar de una responsabilidad importante que va para toda la vida, declarar y pagar impuestos.

Soy Alexandra, creadora de Kpital. Este portal es una propuesta de contenido de contexto financiero, finanzas personales y educación financiera. Este portal busca entregar información de interés, acompañarte en el entendimiento de conceptos relevantes del dinero, pero sobre todo, espera entregar contenido de valor para la toma de decisiones financieras. Escríbeme, cuéntame que temas consideras importantes y de interés a Info@kkpital.com

Disclaimer

Kpital no entrega asesoría personalizada tributaria ni de inversión, ni recomendaciones, tampoco maneja recursos de personas,la información publicada corresponde a opiniones personales. En Colombia, las recomendaciones profesionales de inversión las realizan expertos certificados por el Autorregular del Mercado de Valores AMV. Kpital entrega información académica, informativa, basada en la experiencia en sector financiero y los distintos vehículos que se ofrecen en el país.

Agradecemos a Kkpital.com por compartir su contenido con nosotros. Visita su sitio para más contenido.

Te gustan nuestros artículos, síguenos!

Deja una respuesta